Causas del insomnio

LAS CAUSAS DEL INSOMNIO.
Son muchos los motivos por los que se presenta el insomnio, entre ellos el temor y la preocupación, la ansiedad y la tensión. También, lo provocan comer o beber en exceso antes de acostarse, ver una película de terror, leer una novela emocionante y escuchar las noticias, sean éstas buenas o malas. Otro error es llevarse el trabajo a la cama, acto que viene acompañado de molestias, preocupaciones y problemas. Lo ideal sería, así como nos desvestimos y nos lavamos los dientes antes de acostarnos, preparar nuestra mente para el sueño. Si su mente está libre de inquietudes y le da a su organismo la oportunidad y las condiciones apropiadas para dormir, pronto se establecerá un equilibrio natural entre la fatiga y el descanso.
Al dormir toda la noche, el ser humano recibe el beneficio de un descanso natural y despierta a la mañana siguiente con un sentido de bienestar y alegría. Una persona desvelada, en cambio, se mantiene tensa e irritable durante todo el día. Con toda seguridad, los nervios de aquel que no descanse bien, terminarán alterándose.
Esto ocurre después de muchas noches sucesivas, es decir cuando el no poder pegar un ojo se vuelve crónico. Como muchos otros males, el insomnio comienza de forma casual:
una noche en vela basta para que a la siguiente la víctima vuelva a sufrir la contrariedad de no poder conciliar el sueño. Quejarse sobre el insomnio, costumbre que adquieren muchas personas, sólo sirve para fatigarse más. Sugerimos gastar las energías en los diferentes ejercicios de relajamiento que el yoga ha previsto para recuperar el sueño.

Esta entrada fue publicada en Insomnio tratamiento y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>