Archivo de la etiqueta: belleza de piernas

El spa de piernas

Estrictamente hablando, spa significa “salute per acqua” (esto es, alcanzar el bienestar a través de alguna forma de lo líquido) y nos remite a aquellos lugares de relax en los que el agua ocupa un lugar central, ya sea porque hay un hidromasaje, un baño de vapor o una ducha escocesa. En los spas clásicos, entonces, el universo gira alrededor del agua, al margen de que las inmersiones suelan combinarse con masajes, pulidos corporales o faciales y cómodas reposeras donde beber té verde y ver caer las horas sin preocuparse.
Sin embargo, últimamente la tendencia es otra: hacer foco en una zona particular del cuerpo. Han aparecido así nuevos espacios (o bien versiones aggiornadas de los ya existentes) donde es posible relajarse con un buen masaje o tomar distinto tipo de baños. Pero -y he aquí la diferencia- también aprovechar la visita para embellecerse los pies, las manos, las piernas, la espalda…. Y todo sin prescindir de la ambientación tranquila y sedante que define como tal a todo spa. A continuación, nuestro placentero recorrido por cuatro lugares para embellecerse “al detalle”.

Minis al poder
Instituto de las piernas.

Hace ya casi medio siglo que la kinesióloga Ester Paltrinieri se especializó en el tratamiento de las piernas y en el drenaje linfático, a punto tal que hoy es un referente mundial en el tema. Actualmente son sus hijos, María Eugenia y Ruy Martínez Allende (médica clínica y flebólogo y cirujano plástico, respectivamente) quienes continúan ofreciendo soluciones específicas para una de las áreas del cuerpo que más nos gusta (y nos cuesta) mostrar: las piernas. El equipo de profesionales a cargo de los servicios realiza el drenaje linfático con el método Vodder de la escuela francesa de Virgina Cool. Esto, para decirlo sencillamente, garantiza que la técnica no sea un simple masaje, sino una estimulación activa del sistema linfático. De ese modo, la linfa termina de llevarse los líquidos y toxinas de las que el sistema venoso no ha podido deshacerse y que de otra manera quedarán en los tejidos. Ahora bien, ¿en qué consiste el drenaje? En una serie de maniobras muy suaves en la zona de los ganglios, comenzando por los del cuello y yendo hacia los pies. Esto produce una acción antiedematizante, eliminando así las acumulaciones de líquido. Es recomendable para el tratamiento de procesos inflamatorios traumáticos (como esguinces, fracturas o luxaciones) y para edemas venosos post operatorios como los que suelen acompañar a las liposucciones. Ideal para embarazadas, también ayuda a eliminar las ojeras y las bolsas de los ojos, al tiempo que mejora la circulación en general, disminuye las “piernas cansadas” y ayuda a combatir la celulitis. ¿Sirve también para las várices? Sí, pero antes de proponer un tratamiento como éste, debe evaluarse clínicamente las causas que dan origen a las mismas.

Publicado en Tratamientos corporales | Etiquetado | Deja un comentario